¡Ebichu dice!
Foros Hermanos
Crear foro
Crear foro
Crear foro
Crear foro
Staff
Soah
Web Master
Sharon V. Stokke
Administradora
Sakura
Administradora
Lukman
Moderador global
Afiliados élite
Boku no Hero ROL
Crear foro
Devil Within +18
Última limpieza: 11/11/2017

Oasis sideral [+18]

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Dom Abr 26, 2015 5:31 am

Día o noche, los tiempos se detenía, el camino era diferente ahora, la vida se había sumergido en un tiempo distante apenas y se daba cuenta de ellos, era que aún no lo digería de forma correcta, no podía comprender lo que paso con su mascota, lo que paso día después, lo que pasaba en esos momentos de distracción y sólo se creaba aquellas formas de diversos colores, era tanto en lo que su mente debía de pensar, no podía ser que de un estado u otro su mundo pasara a sentirse aún más terrorífico que con el sátiro era como doble intención de destrucción o como aquella sed lo consumía con más fervor de forma constante ya no estaban los tiempos normales donde solía pasar ahora eran mucho más frecuente.

Salió ese día silenciosamente sin que nadie lo notara, no le dijo a su sirviente confiable, aunque sabía que el continuaría guardando silencio si sabía que no le pasaría nada malo, era de las pocas personas con las que podía confiar, aunque sólo era eso, un sirviente, no le dio más estima que el de ese papel por miedo de una nueva traición, las heridas del pasado jamás se desvanece, aunque el dragón le había explicado en esa ultima vez que se vieron no cambiaba los sentimientos ya tallados y tampoco deseaba que salieran otros del pasado.

Camino, siguió sus pasos por sendero perdido, cruzando los valles, llegando hasta las profundidades el bosque allí donde las cuevas se abrían tras cortinas de maleza o de agua, sus pasos lo llevaron hasta la más oscuridad profundidad donde sólo se veía una cortina verde, era sólo piedras cubiertas de maleza nada interesante, era eso lo que hacia un lugar seguro, paso aquella cortina sin preocupación ocupándose de la soledad cuando una cueva mostró su bocanada de aire desde allí, camino con la mano contra la fría roca para seguir andando por ese lugar que perdía la luz.  

Destellos brillosos, una forma de nacer lento hasta el punto donde se veía un remolino estelar, se separo del camino de la cueva para ir más al fondo, en ese lugar donde el eco de las corrientes de agua del subsuelo caían en pequeñas gotas haciendo un cúmulo de ese elemento fresco, se sentó allí sólo observando aquel techo iluminado en medio de aquella oscuridad dando una imagen digna de los dioses, eso le hizo sentir cierta ironía en el asunto.

No cerro los ojos pero a su mente llegaron imágenes del pasado, los recuerdos de su niñez donde jugaba con un… Amigo… No podía darle otro nombre, un día de tantos donde lo llevaba hacia los caminos que él decidía terminaron cayendo en esa cueva, no recuerda como, sólo tropezaron con ella, la oscuridad los acompaño hasta aquel lugar que una vez admirado por sus ojos los sentimientos cambiaron al menos lo suyo si, el titubeo de sus pasos se hicieron firme así como el sujetar de aquella mano, pero… En ese tiempo nunca imagino que un día la soltaría para siempre.


Última edición por Wataru el Mar Mayo 12, 2015 7:53 pm, editado 1 vez
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Dom Abr 26, 2015 6:11 am

Conocía ese lugar, lo conocía aunque no tenía la más remota idea de dónde venía ese recuerdo, tenía en la cabeza tantas cosas que acordarlo a la primera era imposible, así que simplemente lo supo y se prometió volver tan pronto tuviese algo de tiempo libre, si se distraía lo suficiente trabajando o haciendo cosas que le agradaran, el tiempo pasaba más rápido y los pensamientos no se estancaban lo suficiente para empezar a apestarlo todo con su nociva realidad.

Era un bosque como cualquiera… eso creía, pero conforme avanzaba lentamente por el lugar se sentía más y más eufórico, como si aunque no fuera consciente de ello, su cuerpo se alegrara de volver a un sitio que le hacía sentir bien, que le hacía sentir seguro y en calma… el cantar de los grillos, las luces distantes que brincaban por el lugar, correrías de animalillos de un lado a otro o sobre las copas de los árboles… vida en todos lados…

Empezaba a recordarlo… una de esas correrías del pasado aferrado a su mano como si en ello se le fuese la vida, como si lo creyese capaz de abandonarle en un sitio así y solo hasta que muriera de frío o de hambre… en aquellos tiempos su imaginación y la percepción de debilidad que tenia de si mismo eran realmente fuertes… esa vez… habían…

El suelo crujió a sus paso y desapareció en medio de un hueco similar al de una madriguera pero tallado en la roca por la madre naturaleza… cayendo, justo como esa vez, raspándose ahora los brazos porque era mucho más grande que en aquella aventura… sabía dónde iba a terminar y sintió miedo aspirando lo más que pudo del aire húmedo que le llevaba hasta la cueva… cayó directamente en uno de los ojos de agua, helados y profundos dentro de esa cueva oculta que habían explorado cuando eran niños y cayeron del mismo modo que él lo había hecho…

Le costó un poco de trabajo salir del agua, no porque no pudiese nadar, sino porque estaba tan helada que le hacía daño… para un dragón de fuego como él, eso era la muerte, no podía dejar de temblar y sentía los raspones de su cuerpo y el peso de la ropa mojada… incomodo… pero… era el mismo sitio de su infancia… un par de lágrimas se mezclaron con la humedad que le cubría… aquello era real, había sido real… hubo un tiempo cuando estuvo en Japón donde fue feliz… un tiempo breve, corto y extraño, pero completamente real… que no existía más… pero la cueva estaba ahí como un testigo eterno.

-Hola Cueva- añadió en voz alta, casi en un grito disfrutando de como su voz rebotaba en las paredes lejanas y volvía a él en forma de eco.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Dom Abr 26, 2015 8:00 am

Oyó un golpear contra el agua, su mirada se vio atraída hacia aquel sonido menos constante que las pequeñas gotas que caían llenando aquella copa labrada por el inagotable retumbar de las pequeñas contra el fondo pulido, miró que una persona surgía de tal lugar, no cualquier persona pues la sorpresa acompaño su mirada, en la falta de reacción de su rostro, era una ilusión bastante real, una persona que conocía la cual no hubiera deseado ver pero el destino lo había llevado hasta allí justo en el instante donde la caída del dragón debía de deslizarse por aquel pulmón de la tierra, la voz retumbo con eco de cantante, una sonrisa dibujo sus labios.

-Hola sol, adiós estrellas que te apartas de mi voz...-, Expreso el erudito atrayendo la atención del dragón, se levanto, mirándolo completamente empapado, recordó la naturaleza de aquella persona, una que creyó siempre humano pero termino siendo un dragón, no cualquiera, uno que llevaba la naturaleza del elemento que más odiaba, era un encuentro inesperado, pero, los destinos siempre iban hacia los caminos que evitabas tal vez por ello resulto que aquel que fue su gran amigo de la infancia debía de ser alguien invocado en ese elemento.

Se saco de encima el haori que le cubría para acercarse hacía aquella persona. -Lo mejor es que te saque la ropa.-, Comento con el estado calmo de siempre, aunque tal vez debería de esperar algo violento de Ryuu al tomar en cuenta aquel ultimo suceso, esa ultima vez que se vio con el sátiro, pero, él sabía de los temas de dragones por los libros así que conocía de sobra que elementos le provocaba malestar, la naturaleza siempre traicionaba era como él que tenia varias debilidades pero la peor era las mujeres y aún en esa nueva condición parecía igual, no, la verdad ahora era peor de cierta forma debía de limitar su aura para no atraer nada que le causara una mal pasada.

Espero que obedeciera, le entrego el haori para que se cubriera, seria suficiente para darle el calor necesario a su cuerpo. Volvió a verlo, lo dudo por unos segundos pero tomo su mano jalándolo hacia donde estaba sentado momentos atrás haciéndolo de nuevo luego atrayendo aquel cuerpo. -Es descuidado el que un dragón de fuego se sumerja en aguas heladas.-, No hondo más en su acción sólo lo hacía porque no le gustaba la incompetencia, ese era su argumento, ¿En el pasado había pasado igual?, divago en sus pensamientos, tantos años buscando enterrar ese pasado y ahora estaba buscando esas memorias, los recuerdos relacionados con las estrellas, el color de una persona cercana… Alguien que lo había conocido aún cuando siempre fue demandante con él y egoístamente lo llevaba, lo cuidaba aunque no lo reflejara de aquella forma como justo ese momento.

-Largo.-, Sintiendo la húmeda de aquel cabello, era verdad, aunque antes Ryuu siempre tuvo el cabello corto con el paso de los años lo fue considerando con el pelo largo, era de tal forma que cuando lo vio no se le hizo extraño verlo, le resulto completamente natural siempre en una relación de saber que era la forma en como sería por eso siempre dudo en los momentos finales porque sabía de aquel encuentro que el futuro traería.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Dom Abr 26, 2015 6:11 pm

La respuesta ¿Quién más podría conocer esa respuesta? Una copla infantil cantada entre las sirvientas del palacio mientras hacian sus labores, a los niños que cuidaban… entre ellos un huérfano protegido por un maestro del castillo que luego se la enseñó a su compañero de juegos. Miró hacia el sitio de donde venía la respuesta, temblando y sujetándose los costados en un abrazo que intentaba brindarse el calor perdido. Era él como en el pasado, con esa mirada de cansancio fastidiado por su torpeza, la que sacaba a relucir cada vez que estaban juntos… o se tropezaba, o caía en algún sitio o se hacía heridas… y él siempre le miraba con esa condescendencia aburrida y le corría lejos por torpe… aunque sólo lo hacía con palabras, luego le curaba o le tomaba de la mano llevándoselo con fuerza a otro sitio y pretendiendo olvidar su regaño.

Por ese momento precioso, cuando el pasado y el presente de pronto se fundían en el mismo sitio, en la misma voz… casi pudo verlo como era cuando joven, el mismo rostro adusto y por su parte, él tan torpe como siempre, algo débil, algo llorón… siempre siguiéndole como un perrito faldero que no quería ser abandonado por su amo. Se olvidó de aquella batalla, de aquella muerte, era como haber caído en una burbuja de tiempo donde la sorpresa había sido tan grande que sólo era capaz de mirar en ese demonio al viejo amigo.

Obedeció, quitándose la ropa húmeda que le sentaba en la piel como un montón de heridas por todos lados, el apartarse de esa frialdad fue un alivio… el haori de Wataru, era más grande de lo que recordaba, le cubrió a la perfección, aunque seguía helándose, el dolor de mil agujas picando por todo su ser había desaparecido, dentro de un rato podría recuperar su temperatura, su cuerpo poco a poco lucharía por devolverlo a su estado normal de tibieza y confort.

Su mano, como antes… le tomó con fuera y prácticamente le arrastró con él, de su boca salían sonidos de queja, pero por el frío, titiritaba y soltaba respiraciones largas y algo dificultosas como las de un tuberculoso que le cuesta respirar, no porque estuviera enfermo, pero sí porque sus pulmones estaban fríos y respirar le costaba mucho trabajo.

-No lo hice a propósito- se defendió mientras sus dientes castañeaban… extraño reencuentro para quienes eran enemigos, por su parte, como guardián debía de garantizar la muerte de ese ser… pero era como si por un momento su mente se hubiera bloqueado y solo era capaz de recordar a Wataru como cuando eran amigos, juntos todo el tiempo que era posible. Bajo el haori que le había prestado, brillaba el medallón que había reparado, no lo notaba porque era parre suya, como sus manos, como su cabello que era admirado ahora por Wata.

-Largo es mejor, excepto cuando esta mojado con agua tan fría…- susurró lentamente por el tiritar de sus labios, mirándole todo el tiempo, lucía distinto, más grande si pero había algo más en su presencia que era diferente, lo notaba, hasta podía olerlo… ¿Qué era? ¿era la muerte que llevaba encima? O posiblemente era lo contrario, estaba infundido de vida… estiro las manos sin permiso y le tomó el rostro para admirarlo… ¡cuánto tiempo había añorado tenerle así de cerca! Asegurarse que estaba bien, y que en sus ojos seguía danzando la misma inocencia brusca de cuando niño… pero ahí ya no había ningún niño… estaba Wataru, de mayor, el que había asesinado al señor Xue mientras estaba poseído por el demonio del sátiro que vivía en su interior.

Deslizó sus manos por el rostro y el cabello también largo acariciando como si quisiera asegurarse que la persona ante él no era una ilusión de su pasado, un simple eco de recuerdos, una fantasía provocada por la dolorosa caída en el agua helada.

-Me han pedido tu cabeza- susurró con un doloroso silbido de intermedio… sus ojos profundos se mantenían sobre los de él, aquello no era una amenaza, era un lamento… sabía, lo supo desde el primer momento, que nunca podría acabar con la vida de su Wataru… que de hacerlo, partiría de este mundo a su lado. Lo había prometido. Incluso si el otro no era capaz de recordarlo.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Lun Abr 27, 2015 6:43 am

El pasado era un tabú pero con las personas que alguna vez participaron en ellos regresaba con una balada de la añoranza, la representación de alguna obra, oír el sonido de los instrumentos que daba leve pasaje hacia la voz profunda de aquel que narraba, ese eco que podía sentirse por largo rato, era así lo que sucedía en aquel momento, no alargando más las palabras ni siquiera limitándose a ellas porque nunca fue alguien de conversaciones interminables se podía decir que eso era lo único que no había cambiado en su persona, aún seguía siendo el mismo que guarda silencio entre las conversaciones o sólo la compañía del otro.

Los dedos estaban fríos, la yemas recorría su rostro dejando aquel alo fantasmal de aquella temperatura adoptada, lo acuno mejor en sus brazos para darle aquel calor necesario, no lo hacía por ni un sentimiento especial, sólo no tenia interés de ver una persona morir, no, eso tampoco era, se trataba de un dragón dueño de la sabiduría de la naturaleza, hijo de la naturaleza, era por eso que lo cuidaba sólo porque no tenía ni un razón para hacer lo contrario por eso podía permitirse darle calor para no caer en el pecado contra la madre tierra.

-Puedes tomarla.-, Respondió mirando los ojos de su viejo amigo. -No hay excusas y aún cuando existieran no las daría a conocer, el sátiro asesino alguien, es la realidad aún si hubiera sido mi propia consciencia el resultado hubiera sido el mismo.-, Acepto, sus manos estaban manchada de sangre, no le importaba, no había dolor por aquellas personas, nunca hubo un sentimiento por los demás, su pena era sólo suya, la forma de encarcelamiento en vida, una esclavitud que llevaba marcada en la piel por las líneas de sangre, la libertar sólo sería la muerte por ello nunca se preocupo por la de otros porque era sólo darle un alivio añorado así como el que esperaba.

Acomodo las hebras de cabello luego de sacar las gotas con su mano dejando que se deslizara al olvido tras mover sus dedos para ello, una forma de disminuir su húmeda contra la ropa. -Pero, el que tomes mi vida significa tomar la tuya así que por esa razón no lo aceptare.-, Miró hacía las estrellas sólo permitiendo que ellas se reflejara en sus ojos sabía el porque de ese efecto pero no deseaba que perdiera el encanto que dieron de niños así que las seguía nombrando de aquella forma. -No me defenderé de tu ataque pero eso no significa que muera.-

-El sátiro siempre persiguió tu muerte pero aún cuando tuvo la oportunidad no tomo tu vida así que no tengo razón para hacerlo yo que no la deseo.-, Era su ultimas palabras sobre el tema porque podía dejar que el sátiro lo hiciera si no estaba en sus manos evitarlo pero aún cuando ese ser pensara que era su liberta, el sabía que no sería de aquella forma pues era la única muestra de su humanidad aquella infancia, en el instante que lo olvidara era posible que él ya no siguiera allí.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Mar Abr 28, 2015 3:28 am

Había algo siempre en esa extraña paz de Wataru, algo que se mantenía silencioso y apartado de todo, como si él no tuviese motivación para mostrarse o mejor aún, necesidad de hacerlo… guardaba silencio y existía ahí a su lado acunándole sin intención alguna, solamente brindando el calor que necesitaba.

Dejaba que sus manos viajaran por su rostro y su cabello reconociéndolo, como jugando cuando eran pequeños y ese tipo de cosas no parecían extrañas… y ahora ¿lo eran? ¿era realmente extraño estar ahí, cubierto apenas por una prenda prestada, pasando sus manos frías por el rostro, cuello y cabeza de un personaje de su pasado? Sonrió escuchando ese permiso y le miró a los ojos largamente… era algo que cuando pequeño nunca pudo hacer del todo, sólo una vez y porque en ese momento verle a los ojos parecía lo más inocente de todo lo que hacían.

Escucho esa pequeña versión de lo sucedido, no aludía a lugares o a personas, se limitaba a señalar un hecho ya conocido, que quien había asesinado era esa otra sombra de su alma, que realmente no le afectaba ni le importaba… que si elegía tomar su vida adelante… pero que no lo aceptaba… recordaba, Wataru recordaba la forma en que prometieron partir del mundo, porque de algún modo era el lazo que les unía… si debían morir, morirían juntos… si debían arder… supongo que se entendía la continuidad de aquellas sentencias que son fáciles de decir… aquella vez… debió haber acabado con él y haberse consumido a su lado, de ese modo jamás habrían sido prisioneros y jamás se hubiesen apartado.

-Aún no puedo hacerlo Wataru… no soy capaz… pero si el momento llega, lo haré de alguna forma… y ambos terminaremos el viaje- no sabía cómo… pero si le ordenaban… no dejaría que Kouji le hiciese daño frente a él, ni el zombie ni nadie. Arrugó la nariz y se quejó con desprecio… no le importaba el sátiro y si fuese capaz de arrancarlo del cuerpo de Wata lo habría hecho hace mucho… ¿Por qué no le había matado? Era un misterio.

-¿Cómo es que has dado con este lugar Wata?- mejor olvidar esos temas… tendría que volver algún día a la luz, bajo el sol y entonces de nuevo tendría que olvidarse de sus recuerdos, del pasado… y actuaría como el guardián, como el soldado, como el dragón… ahora mismo bajo tierra, dentro de la cueva y rodeado de peligrosa agua congelada, era otra vez el simple niño, el humano huérfano, el amigo.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Mar Abr 28, 2015 6:05 am

La promesa se entrelazaba mucho más fuerte aunque tal vez no pudiera cumplir aquel deseo, no sabía en que tanto afectaba su nueva condición a su vida aún en ese instante no estaba seguro y no era como si alguien o algo pudiera confirmarlo, aunque, en su memoria broto imagen de una mujer que se había hecho cercana al sátiro tal vez ella supiera la forma correcta de entablar la realidad de su condición pero el no tenia interés de acercase hacia aquella persona porque aunque esa vez termino bien nada aseguraba que sucediera de nuevo, era sólo una sombra distante la cual debía de seguir viendo de esa forma.

-Semanas atrás rescate un esclavo del mercado.-, Contesto recordando aquel esclavo al que le había concedido la oportunidad de viajar, dándole una liberta parcial porque debía de cargar con el estima de que tenia amo pero al menos así podía andar sin problema. -Él veía los llamados fantasma así que uno de ellos le dijo de este lugar y él me lo mostró, pero, no tarde en reconocerlo aunque no imagine que tuviera un camino menos peligros aunque tal vez debí suponerlo, los nacientes siempre tiene más de un respiradero.-

Él mejor que nadie podía ubicarse en la naturaleza así que sólo era cuestión de realmente desear ver ese lugar de nuevo para encontrarlo pero varias veces se negó a la idea y aún así seguía observando las cuevas como esperando ver el camino era por ello que una vez encontró aquel zorro, su tamaño era considerable pero su presencia era dócil por ello había encontrado una forma de conectar para permitirle la libertar aunque él realmente nunca tuvo interés de un esclavo, sólo era un compañero para su sirviente.

Miró hacia el techo donde se abría aquel espacio por donde cayó el dragón. -En tu caso tu torpeza ha hecho que caigas en el mismo lugar desde una perspectiva lógica diría que no te has vuelto más observador desde entonces.-, Comento como si tachara sus habilidades pero no era de tal forma, estaba agradecido con el destino por ese encuentro, aunque, el dragón sólo le hacía más daño a verlo, no era más aquel humano con el que jugaba tantos días y con lo que experimento más de una primera experiencia, ambos eran personas diferentes debía de ser consciente de eso, su amigo no estaba más allí así como el niño que fue ya no seguía existiendo.

Sostuvo su mirada sobre el dragón. -¿Tus pensamientos donde se encontraban?-, Era posible que él le hubiera causado esa distracción pero no parecía de tal forma, la vida de su amigo parecía tener más de un pensamiento esa vez a diferencia de aquel día que lo vio de nuevo.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Miér Abr 29, 2015 5:34 am

Un esclavo que estuviese de alguna forma unido a Wataru, no pudo estar seguro si lo que brincó en su interior fue el gusto de que su viejo amigo estuviese de alguna forma estableciendo un lazo por más condicionado o efímero con alguien más… o celos simples y llanos. Y como se dio cuenta de inmediato que no había una respuesta “aceptable” para dicha pregunta, o que no estaba dispuesto a arriesgarse con ella, no lo pensó más.

-Cuánta casualidad- exclamó de inmediato, aunque no creyera en ello, le venía mejor la idea del destino, la idea de los caminos unidos o los hilos que nos atan a otros y que nos gusten o no, tiran de nosotros hasta colocarnos cerca del camino que debemos andar, seamos capaces de verlo con nuestros propios y limitados ojos, o no.

-Jum… mi atención no suele estar en el suelo casi nunca Wata…- se quejó suavemente sintiendo las mejillas enrojecer ante la pena de que evidenciase un rasgo que en realidad si había cambiado de su personalidad con el paso del tiempo, ya o era tan torpe ni por asomo… sólo que… en ese momento, venía pensando en tantas cosas… sólo una vez… y esa era suficiente para que Wataru creyese que no había cambiado nada desde pequeño.

-Yo… estaba pensando en ti- aceptó de inmediato sorprendido nuevamente por la curiosa casualidad que venía a tocar a su puerta de nuevo –Estaba pensando en la ocasión que terminamos dentro de esta misma cueva en una situación algo familiar…- no es como si dijera que su torpeza y caída eran culpa de Wataru, pero aceptar que había estado en su mente momentos antes de caer, era realmente una implicación… estaba relacionado todo, les gustase a ambos, a uno o a nadie.

Se echó a reír suavemente alegrándose de que el silbido de sus pulmones parecía haberse marchado del todo a molestar a alguien más –Así que… ¿puedo culparte a ti por distraerme?-
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Miér Abr 29, 2015 6:23 am

No percibió de todo el sentimiento reflejado en el rostro de su amigo pero no había cualidad por la que debiera de fijarse, era posible que estuviera sumergido en un pensar distante, él no tenia aclaración sobre ni un asunto, las personas existían a su alrededor pero ya no se aferraba a ni uno, no importara cuantos llegaran a su lado, el sátiro le daba el lugar pero él, no podía decir que realmente los apreciaba porque sencillamente no podía hacerlo, los sentimiento debían de seguir siendo incomprensibles para sus pensamientos sólo era parte de algo absurdo para una inversión de tortura.

-Lo aceptare en esta ocasión pero en el pasado fue un acto completamente tuyo.-, Le había encantado oír la risa de su amigo, las emociones giradas alrededor de ese momento, las deseaba esfumar pero era como sentir con una vida de paz, sólo por una breve platica se sentía agradecido de haber ido a ese lugar, sólo por ese intercambio de palabras tan banales podía tener un día que lo relajara, uno donde sólo podía apreciar como si estuviera flotando en un lago, tranquilo, lleno de la sensación de la naturaleza y podía ser de aquella forma.

Guardo silencio, nada raro en él, una forma de sentirse tranquilo, era preferible escuchar que hablar, oír le permitía saber varios asuntos importante y hablar nunca le fue necesario, no necesitaba comunicarse más de lo necesario con los demás, sólo debía de ser educado y eso bastaba para que se alejaran a pesar que no podía tener una larga conversación pero la verdad es que si lo deseaba podía sólo que jamás le apetencia hacerlo, era mejor estar distante.

En la laguna se notaba las ondas abrirse y cerrarse. -Lo mejor de la naturaleza siempre esta oculto.-, Expreso de pronto mientras seguía observando así como oyendo ese leve gotear que se deslizaba lentamente acumulándose antes de caer siendo una perfecta gota, era casi como un sistema donde sólo mandaban a las mejores. -En aquello que los ojos no desean ver porque no encuentran valor.-, Esa era la razón por lo que las personas destruía lo que la madre tierra le daba, borraba todo porque no sabían darle valor, era como si buscara que nadie más tuviera la oportunidad de apreciar algo que ellos no pueden.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Jue Abr 30, 2015 4:18 am

-Que lo aceptes en esta ocasión es lo que más obtendré seguramente, que se parezca a una victoria del todo… al menos ante ti…- y era un hecho, en el pasado no sólo no intentaba ganarle, ni empatarle al menos, se limitaba a seguirle embelesado completamente de la forma tan natural que tenía cuando niño de simplemente ordenar las cosas, de solicitarlas como si fuese evidente que debían ser cumplidas sin reparo alguno, el tipo de seguridad que por su parte no era capaz ni de imaginar en su persona.

Ahora estaba templándose, sentía como su cuerpo regulaba la temperatura a una mejor, una propia de un dragón como él entibiándole la piel pese al ambiente frío de la cueva, notaba su piel secándose confortablemente como si se hubiese echado a dormir frente a un fuego amable que le hacía recuperar el color en la piel y la calma al cuerpo… sólo el cabello se mantenía húmedo por ahora, hasta la ropa prestada por Wataru estaba secándose por la influencia cálida de Ryuu.

El silencio al lado de él lo disfrutaba, mucho más que el silencio solo… miraba hacia aquel ojo de agua helada donde seguían bailando las ondas de la más chica a la más grande siguiéndose una a la otra mientras se expandían… goteaba aún el sitio por el que había caído y la respiración de ambos era el sonido más fuerte por el momento, ese y el canto sutil del aire colándose en la cueva, la recordaba mucho más grande pero igual de imponente…

-Como en todo… las personas, los paisajes, las historias…- comentó a su vez cerrando los ojos para disfrutar de aquella forma tan especial que tenían los de su raza de vivir ese tipo de lugares, ese tipo de momentos conectándose a ellos de manera natural… fuerzas de la naturaleza que cuando estaban en reposo se volvían parte la una del otro.

-O… es porque en el fondo son capaces de ver el valor y resulta tan inmenso, tan incontrolable… tan completo que no pueden dominarle… que eligen destruirlo… como cuando queremos acabar con aquello que amamos por el miedo de perderlo-
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Jue Abr 30, 2015 9:29 am

-¿Tienes alguien así?-, Cuestiono sólo como un acto de curiosidad, el desear saber si esa persona albergaba alguien que amara intensamente, en su caso, dudaba algún momento encontrar alguien que realmente amara, él no caería en ese sentimiento, era un peligro, en el pasado por querer a alguien había causado una mantaza que sólo llevo la soledad de ambos corazones así que ahora no había oportunidad para que de nuevo lo intentara, era por ello que también evitaba que el sátiro se juntara con alguien más allá de los delirios por eso ahora hacía que no viera a nadie, aunque, era posible que al encontrar algo se calmara lo suficiente para no tener una pesada carga pero prefería evitar tal situación para tener una calma profunda que le ayudara a estar en paz y con seguridad de que no vería un mar peor al que recordaba.

Aceptar los pensamientos, era posible hacerlo, el conocer que destruía aquello que no podía poseer sonaba bastante lógico, era la codicia de las personas, era principalmente de los humanos, esos seres tan vulnerable a la vez eran tan codicioso, no, en realidad esos seres era los únicos que podían desear destruir todo aquello que existiera, se veían comos los dueños del mundo sin aprecio a nada, sólo la destrucción, el peor de los casos era que se trataba de una raza que se reproducía en un ritmo sin igual así que casi deshacerse de ellos eran imposible.

Cerró sus ojos, no deseaba seguir viendo más, sólo dejo que los sonidos llenara su cuerpo, esos breves murmullos que se adentraba de una forma hacia aquella cueva para termina teniendo otro resonar dentro de aquella cuerva, las vibraciones era muy inconstante pero por ello lo hacía como un arrullo agradable, una sensación de paz que no dejaba de tener la tranquilidad de la naturaleza, allí en medio del bosque escondido entre plantas, y en la profundidades de la tierra, una imagen tan profunda que nadie pensaría que es de tal forma, un paraíso bajo las pisadas, uno no buscaría, el lugar era encontrado por aquellos que debían de verlo.

El calor acariciaba su cuerpo viniendo de una forma más viva desde el dragón, era un acto que antes no reparo, en su niñez sólo lo veía como parte de la temperatura de aquella persona o posiblemente era porque el cambio era diferente. -…-, En sus pensamientos se formaba un pensamiento pero no lo emitió por el hecho de que cambio en su mente nuevamente así que prefirió omitirlo, no era momento de saber nada más, debía de limitarse a sólo pensar en sus propios problemas, sus vidas podían terminar en un instante así como seguir pero ahora era como desear más al fondo seguir sin esos conocimientos del otro porque era la decisión tomada, los pensamientos giraba hacia no continuar, no entrelazar esos caminos que debían de seguir separados.

Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Vie Mayo 01, 2015 6:54 pm

-¿Yo?- responder a esa pregunta era complicado… estaba Wata en su juventud y la promesa hecha cuando eran un par de niños… y por otro lado, estaba Aldrich que se había proclamado durante muchos años como su esposo… pero que también había hecho cosas que no debía, demasiadas cosas que no correspondían con el amor que aseguraba profesarle. Por su parte, reconocía en el vampiro era demandado constantemente por su verdadero ser, elegido por el dragón que era cuando era muy pequeño, algo que él mismo no sabía hasta que el emperador se lo hizo ver… antes incluso de conocer a Wataru, su amigo no tenía idea. –No lo sé…- aceptó suavemente -… en mi naturaleza, un dragón elige a alguien cuando le ve… y creo que esa elección se tomó cuando yo era una cría del mercado negro… y lo olvidé por completo cuando me obligaron a dejar de transformarme… no se cuánta fuerza habrá en ese poder, en esa elección… aún no lo descubro-

Aquello era más honestidad e historia de la que esperaba ser capaz de contarle a Wataru, no hablaban mucho entre ellos y ahora menos que sólo se habían encontrado en dos casuales ocasiones desde su regreso a Japón.

Se sostuvo las piernas encogiendo las rodillas contra su pecho, ahora se sentía bien, no había más frío en su cuerpo aunque todo el ambiente fuese helado, los sonidos de la cueva eran agradables, llegaban a él de todo el lugar… del centro de la tierra, de la protección de la roca… aunque era un dragón de montaña y solían corretear por las faldas, por los bosques y volar sobre ella, el dragón de montaña vive en las cuevas profundas que crea dentro de la montaña, ahí donde el calor y los metales codiciados por los hombres nacían…

Así que se sentía como en casa aunque recordase muy poco de aquellos tiempos, incluso con el poder del emperador que había actuado sobre sí, pero tenía las sensaciones que pronto le invadieron… era como el calor del hogar que empezó a correr por su cuerpo… sus ojos se tornaron de otro color bajo los parpados cerrados y el calor que emanaba se hacía más presente en la cueva lentamente.

Notaba sus pensamientos, quizás porque tenía un lazo con él… después de todo, había sido Wataru y sus acciones terribles las que habían desencadenado por primera vez desde que estuvo libre, que el dragón que habitaba en su cuerpo y el fuego que crecía en su corazón apareciesen… antes que emperador, ministro o cualquier ser interfiriera provocándolo.

-Hay pensamientos que no quieres externar… lo lamento, no quería notarlos… pero, los siento dentro de ti- abrió los ojos que brillaban dorados bajo el influjo de su naturaleza, sólo ello había cambiado.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Sáb Mayo 02, 2015 4:42 am

Los dragones eran los seres más fieles por eso bajo su mano más de uno había terminado muriendo por no desea compartir los misterios de los que eran conocedores, un dragón mientras más años viviera más misterios podía resolver, los secretos de la naturaleza venían hacia ellos de forma natural pero obtener su lealtad era un asunto diferente por eso cuando no aceptaban entregar esos dotes lo mejor eran que murieran antes de ser un peligro, él podía tener el único pecado al asesinar esos seres que era los únicos que aceptaba como igual pero era preferible un dragón muerto que uno si dueño, eran pocos los que morían cuando su amo lo hacía ya que algunos quedaban atados a la vida por una promesa hacia aquellos que juraron y sólo esperaban su muerte hasta acabar con aquella misión para volver de nuevo a su lado.

-Un dragón sólo se promete una vez.-, Expreso tras oír a su amigo sobre que tomaba el fluir de sus pensamientos, el ocultarlo era para su propio bien pero si las vibraciones pasaba hacia esa persona, no había valor para seguir en silenció. -Su lealtad sólo estará hacía el elegido.-, Su mirada carmesí se reflejaba en la dorada sinónimo de esa naturaleza, un eco profundo de los milenios de aquellos conocimientos de la vida pasada de los padres a las cría de una forma constante, era como transmitido en su propia sangre para que jamás se perdiera esos misterios y se dieran a conocer cuando fuera el momento hacia la persona que era la correcta. -Que lo cometes ahora significa que te encontraste de nuevo con esa persona.-

La tonalidad de su voz no cambiaba, no demostraba sentimiento, pero en su corazón se carcomía uno, rozó la mejilla de su amigo, la caricia de su piel. -En el pasado sólo me seguías fielmente y por eso tome algo que no me pertenecía.-, Acarició el cuello hacía el centro del cuerpo donde descansaba el collar entregado, el roce con el metal quemo sus dedos así que aparto, un efecto raro ya que ese escudo no tenia ni un poder pero era como si repeliera lo que ahora era. -La naturaleza busco que los caminos de nuevo fueran hacia donde debía.-

Alzó su mano mirando el reflejo de las heridas sobre las yemas de sus dedos pero lentamente el color oscuro se desvanecía para darle curación a la piel. -Concluyo que lo encontraste en aquel lugar donde fuiste tras dejar palacio, eso, en realidad significa que nunca ibas a poder estar a mi lado para siempre, no, en realidad lo sabía, el sátiro conocía esa verdad por ello hizo aquello.-, Pego su frente con la ajena, conectando sus pensamientos, sólo sintiendo su piel, el sátiro había surgido justo para matar aquella mujeres, la elección para romper aquel compromiso en el que se vio sometido por su padre, su prometida termino muriendo para dejar de ser un estorbo pero al final se volvió en un obstáculo mucho más grande porque perdió a su amigo y gano la locura que lo atormenta. -Aún cuando se mate el amo del dragón este no jurara lealtad de nuevo.-, Separo de él cerrando sus ojos.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Dom Mayo 03, 2015 5:09 am

-Sí… he escuchado al respecto- y había leído, y había investigado mucho cuando pudo tener control sobre su capacidad de transformarse, después de que tanto el ministro de izquierda como el emperador le regalasen con conocimientos y liberasen cadenas forjadas por la maldad de aquellos hombres que le dominaron durante sus años en el mercado negro quebrando lo que debió haber sido un circuito natural en su crecimiento.

Cuando había sido liberado por el emperador recordó aquel momento, siendo apenas una cría, pocos días dentro de la jaula cuando sus ojos aún brillaban con el resplandor del dragón que vivía en su ser… poco antes de que dejase de transformarse del todo… entonces le vió… dejó el recuerdo hasta ahí, lo reprimió del todo expulsándolo muy lejos de sus pensamientos, no lo admitía, en ese momento la presencia de Wataru lo disminuía como los ecos que se pierden lentamente en las cavernas. Estando a su lado, esos recuerdos no eran capaces de llegar a él, no fácilmente al menos… al contrario, los que llegaban sin ser llamados, sin detenerse como la caída de la lluvia, eran los que había tenido a su lado, las correrías, los regaños, las travesuras, los largos silencios y cercanía extraña.

-No lo sé…- insistió nuevamente mientras le miraba, sintió el toque de su mano nuevamente en su rostro, como en esos irrefrenables recuerdos que volvían a invadirle… de pronto no le gustaba la forma en que hablaba, como si hubiesen hecho algo malo… notó como se deslizaba por su cuello y apartaba la mano de pronto, la detuvo al momento sujetándole del brazo admirando aquellas heridas que habían aparecido… extraño… ignoró aquellas palabras un momento para poder tomar su mano y colocar un beso suave donde aquellas heridas ya se desvanecían… un remedio infantil para los golpes y caídas… luego restregó su mejilla contra la palma abierta en un mimo provocado manteniendo los ojos cerrados para disfrutar de su presencia.

-Ya basta… hablas como si todo lo vivido a tu lado hubiese sido un error y me harás enfadar…- le miró molesto sin soltar su mano… lo hizo hasta que escuchó del sátiro… ese personaje que convivía en la misma piel que su querido Wataru… ese que le hizo despertar para protegerle cuando en medio de aquella masacre su amigo se había perdido, ese que rompió del todo ese lugar que había encontrado, donde deseaba permanecer.

Suspiró sintiendo su frente contra la propia en un gesto de cercanía, de compartir… pensaba solamente en esos tiempos, en esos juegos, en esos entrenamientos… y en lo terriblemente dependiente que era de él… de Wataru para que lo guiara, lo perdiera, le contase lo que necesitaba hacer… y de alguna forma, eso era una autentica felicidad… le había extrañado tanto… -El sátiro buscaba romper ese vínculo… que erróneo… sigo atado a ti…- aunque era cierto, que otro camino se había abierto o quizá, otro camino se había desbloqueado si es que realmente venía de su infancia.

Dejó que se apartara un poco, pensando en sus palabras… la muerte del amo del dragón… en el pasado, un dragón puede morir y su amo continuar vivo… pero se decía que si el amo moría, el dragón moría con él… claro que esas eran las leyendas, por su parte… era un dragón que tenía elegido un amo por su linaje, sí… pero también tenía un corazón humano atado a otro amo… ¿era eso posible? Nunca había leído nada similar antes.

-Cuando me diste esto… prometí que le tendría conmigo por siempre… “es algo que sólo se le puede dar a una persona” así como lo que yo te entregué a ti…- No dudaba que el dragón que era él demandase a su amo… pero cumpliría su promesa, atesoraba en su corazón los recuerdos con Wataru y partiría de este mundo con él si llegaba el momento –No “tomaste algo que no te pertenecía” no lo digas de nuevo… me irrita…- añadió en un tono más bien infantil mientras echaba el rostro a un lado con fingida indignación antes de echarse a reír suavemente mientras estriaba el cuerpo hasta que sus huesos tronaron delicadamente por el esfuerzo.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Dom Mayo 03, 2015 7:35 am

Sonrió, esos leves gestos que brotaban con naturalidad con esa persona... Un error, era justamente como deseaba verlo, un simple accidente, un suceso que jamás debió pasar, un encuentro que el destino no debió llevar acabo, le era más conveniente de era forma, enterrar las emociones que conoció con aquella persona, él que tantas veces se dijo no comprender los sentimientos, era mejor de aquella forma así que no quería pensar en las verdades que oculto con tantas mentiras, en las artimañas para obtener aquello que deseo experimentar con una sola persona.

Abrió la mirada para verlo. -Irritarte será un poema.-, Expreso de forma fluida las palabras hacia su amigo, en el pasado nunca vio toda esas gamas de emociones, sólo vio una parte de él, pero, aún así le fue suficiente para tener estima, lo veía como parte importante de su vida, era, un cachorro perdido o una imagen similar, no podía describir lo que sentía a verlo pero le parecía que necesitaba protección una que sólo podía darle él por eso lo llevaba por todos lados aferrando su mano y sus pensamientos de conocer todos esos lugares descrito por los libros o las plantas, paisajes, animales, que era mejor ver directamente que sólo saber como se veían por los dibujos de los textos.

En ese instante que su amigo se había movido para estirarse aprovecho para moverse, dejando atrás la fría roca donde se apoyaba, se levanto, se movió por aquel lugar un par de pasos, volvió su vista hacía su amigo, le extendió su mano para que la tomara ayudarlo a levantarlo, lo jaló atrayéndolo hasta su cuerpo, una de sus manos descanso en la cintura del otro, recordó aquellos escritos que llegaron de aquellos baile de la lejanía del mar, el vals, decidió experimentar aquel movimiento junto a esa persona porque no había ninguna otra que tocara tan tranquilamente.

La verdad podía ser tan fría como aquel ambiente que podía llenar aquella cueva por eso no la recordaba en ese segundo que guió los movimientos del dragón, dejaría el tiempo fluir fuera de aquella cueva, aprovechando que nuevamente se cerraban en su pasado, eso tendría posiblemente consecuencias peores pero podía existir con ellas, no era como si pudiera perder algo valioso, lo único que tenía era algo que no poseía y lo único que deseaba era algo que jamás le otorgarían así que no perdía nada con dejar que el tiempo fuera detenido para él por unas horas.

Uno, dos, tres, los pasos que eran guiados, llevado de una forma junto con la armonía de aquellas gotas que iban creando la música, la naturaleza tenía su propia melodía y era como si en ese instante la despertara para compartir aquel danzar bajo las estrellas atrapadas por la tierras, esos minerales que bien podían tener valor o no para el hombre pero para la naturaleza era su tesoro más preciado.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Dom Mayo 03, 2015 8:13 pm

-Vaya… ahora resulta que tienes sentido del humor…- agregó divertido… el enfado se le pasó de inmediato y la alegría tomo el lugar, una de las virtudes que había adquirido con los años lejos de Japón, el tener cierta libertad de expresar sus sentimientos cuando se sentía en confianza, claro que eso generalmente sólo sucedía con una persona… ahora notaba que era con aquellos que tenían algún dominio sobre su corazón, cuando era pequeño y estaba al lado de Wataru, cuando entrenaba, cuando estudiaba con él, generalmente el miedo o la duda, la inseguridad rondaban todo el tiempo por todo su ser y a salvo se sentía sólo mientras era guiado de su mano o recibía sus instrucciones.

Miró como se levantaba, como se aparaba apenas unos pasos para volver y su mano, sonrió ampliamente al ver de nuevo ante sus ojos la mano de Wataru como cuando silenciosamente le llamaba a su lado para irse a corretear a algún sitio, lejos de las lecciones, de las personas, de todo el mundo exceptuándolos a ellos.

Fue levantado y sujetado suavemente… y así como le guiaba entre los senderos del bosque, así empezó a guiarle en un movimiento suave y que se repetía… delicado que pronto se armonizó con el sonido de la cueva, de la roca y el agua… se dejó llevar y se apoyó en él durante un momento dejando que ese vaivén delicado, una danza que no conocía invadiera su cuerpo y se hiciera una con ellos dos.

Esa danza le recordaba el movimiento suave del barco meciéndose en las olas, a un lado y al otro, a un lado y al otro siempre alrededor… no había furia o explosiva energía en ellos… había encanto, había paz, había esa sensación de que dos cosas empezaban a ajustar sus vibraciones la una a la otra hasta llegar a la armonía, y así eran ellos en ese momento, armonía con la cueva, armonía el con agua, entre ambos… entre sus corazones, sentía el suyo estirándose y contrayéndose hasta acoplarse al ritmo ajeno.

Apoyó su rostro en el hombro ajeno disfrutando el aroma puro de Wata, no había sangre u odio, no había pasado el tiempo, y de nuevo estaban ambos a mitad de algún bosque jugando… el artificio de la mente no tenía comparación.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Lun Mayo 04, 2015 11:04 am

¿Por qué el tiempo debía de continuar? Unas de las grandes cuestiones de los seres que deseaban aferrarse al tiempo único, un solo momento donde ellos disfrutaran la paz, pero, el tiempo no se detenía ni siquiera para el dios que lo dominaba, este era constante y fluido para no destruir la única armonía del mundo, el pasado nunca chocaría con el presente así como este nunca alcanzaría al futuro, estaba cerca en un estado lineal pero al mismo tiempo más lejos de lo que se podía apreciar porque nunca era acariciado por los dedos, no se deban media vuelta para volver al ayer así como no se avanzaba más rápido para alcanza el mañana porque jamás estarías allí.

En ese momento podía recordar relatos, uno en especial, de un ser místico que cuidaba la naturaleza, encerrado en su propio mundo sin poder interferir en el mundo de los humanos pero aún así lo hacía, le permitía encontrar su hogar a esas personas que veía tener un buen corazón, pero, los humanos era codiciosos, una vez que conoce el poder de aquella criatura podían traicionarlo sin duda, era seres que no le importaba el dolor que causara, sólo destruirán sin ni una esperanza, aún cuando en sus labios se llenara tantas veces las palabras “Te amo” cuando encontraran un provecho eso podía cambiar rápidamente, no era nada ajeno a la naturaleza del mundo actual.

Así también podía llegar hasta otra historia, una donde un mago poderoso se quedaba atrapado en una cueva por el amor hacia una doncella, se cerraba en su mundo para siempre, pero, aún cuando vivieran en un sueño constante donde jamás envejeciera, el sueño tarde o temprano debía de terminar, era así que esa cueva se abría dejando salir al hechicero pero jamás a su amada porque tan pronto ella saliera de la cueva el tiempo avanzaría y no sería más que cenizas así se separaban sus caminos.

La vida era siniestra sobre todo para aquellos que tenían emociones por eso él prefería olvidarlas así debía de hacer con su amigo, dejarlo salir de aquel sueño, y continuar cada uno su camino pero por esos instante ambos seguían el mismo, no podía apartar de él, esa armonía era única como el canto de las ninfas hacia el roció del amanecer, lentamente se fue deteniendo sus movimiento hasta quedar quieto, el baile había terminado pero no se separo de esa persona. -Vivimos varias aventuras bajo las estrellas.-, Expreso en el recuerdo del pasado, en la entrega de aquellos días que jamás regresarían. -Han algunas que han bajado a la tierra según los esclavistas.-

-Es un mundo cruel pero es en el que vivimos.-, Él estaba listo para aceptarlo. -Pero aún así es un mundo donde puedo darte protección y aún así también es un tiempo donde eso no sucederá porque tendrías que traicionar a los que estimas.-, Acarició el rostro de su amigo. -Si pudieras olvidar ese tiempo.-, Tal vez esa era la respuesta que el dragón olvidara aquellas tierras extrajeras pero no sería algo que pasaría alguna vez, sólo debían dejar las palabras, las memorias para el olvido. -Esto sólo es un reflejo.-, Miró hacía el punto de agua donde ambos se reflejaban juntos pero al caer de una gota, al abrirse las ondas eso desaparecía.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Lun Mayo 04, 2015 4:39 pm

¿Cuánto tiempo estuvo así pegado a él en ese encanto maravilloso del tiempo congelado? ¿Cuánto tiempo podía pasar ahí sin alterarse de que afuera el mundo continuara sin ellos? Sin importar que en el exterior continuasen los peligros, las guerras, las traiciones, las misiones... las princesas abandonadas que posiblemente corriesen el doble de peligro, que intentasen buscarle temiendo lo peor sin imaginar que elegía quedarse escondido en ese pequeño hueco del tiempo, en esa capsula que detenía cada segundo remitiéndolo a cuando era feliz, si es que en los recuerdos turbios de su juventud podía encontrar felicidad… había sido ahí, así y con esa persona.

¿Y si esa cueva tuviese realmente ese poder? El de devolver el tiempo perdido y otorgárselo a quienes renunciaban al presente y al futuro, mantenerles ahí como premio y castigo al mismo tiempo por negarse a renunciar a las historias que ya habían pasado… por un momento no le importó, por un momento estuvo seguro que quería quedarse ahí, lejos del sol y la luna, lejos del cielo inclusive… oculto para siempre en la cueva que era como el ancestral hogar de su raza, con esa persona que deseaba proteger desde que descubrió el aterrador placer de que te tomen de la mano y te lleven consigo… no que te dejen atrás, no que te dejen solo… nunca, sino que siempre te buscasen para tomarte de la mano y llevarte lejos, a donde fuera, pero siempre consigo. Era eso lo que más había adorado de él… claro que cuando uno es niño puede permitirse eso, llevar consigo siempre aquello que ama, porque lo que ama es pequeño, como sí mismo… porque lo que se ama siendo niños no es complicado, es eterno y es mágico, y para siempre. Ahí el encanto de la inocente infancia, aunque entre ellos no había sido completamente inocente todo el tiempo.

El baile se detuvo, pero ellos no se apartaron y mientras no lo hicieran el hechizo se mantendría funcionando, ese que mezclaba el pasado con el presente haciéndolo real, haciéndolo visible y tangible… -Muchas…- las más importantes y las más especiales, aquellas que llevaba consigo en todo momento habían sido bajo esas estrellas que cómplices guardaban el secreto por la eternidad… lamentaba que ese mismo mundo que le hubiese brindado cosas que deseaba proteger, fuese el mismo que guardaba tanta crueldad como regalo.

Le miró a los ojos… preguntándose si pagaría el precio para volver al tiempo, para volver a acogerse bajo su sombra, cálida y gentil, algo severa… si, pero cálida. Se dejó acariciar repasando sus palabras… olvidarlo todo desde que fue apartado de él, apartado sí… porque por su elección se habría quedado a su lado, rodeándole con sus patas y gruñendo a quien intentase acercarse a él, hasta que tuvieran que matarle… pero le habían llevado lejos, le habían metido en una cueva de madera y llevado muy lejos. Y en ese lugar con los pedazos de sí que le quedaban había construido algo nuevamente ¿olvidarlo? ¿Estaba en su derecho? Cada persona, cada promesa, cada deber, cada muerte…

Miró el reflejo escuchando la sentencia de Wataru… se desvanecía fácilmente con la más pequeña gota de agua… así eran ellos entonces, un eco del pasado que se mantenía visible apenas por segundos para luego desvanecerse en las ondas que cada segundo caían. Un recuerdo, una memoria distorsionada por el tiempo pasado. Era verdad… era un reflejo de recuerdos y aunque lo deseara no podría volver a sacarlos del agua y hacerlos realidad, su fragilidad los haría pedazos si abandonasen ese espacio mágico. Y aunque lo sabía, lo deseaba. Estando dentro de ese sitio donde el tiempo no les rozaba, lo deseaba. Olvidar la pena y el dolor, las traiciones y las muertes y ocultarse a su lado, cerrar los ojos y abandonarse en ese momento.

-Es solo un reflejo… lo sé…- le tomó el rostro a su vez pegando su frente a la ajena, con los ojos cerrados podía olvidarlo todo excepto a él, hizo lo que nunca antes había podido por su naturaleza tímida y temerosa, y sujetándole el rostro le besó como desde aquella entrega no había vuelto a suceder… pero estaba en un error, en esa ocasión habían sido acercamientos sin experiencia de niños pequeños, tiernos roces de cachorros ciegos… pudo besarle realmente ahora que había cambiado y le mantuvo en ese contacto durante un tiempo largo antes de separarse, pegando su frente a la de él y respirando hasta calmar su pecho, con los ojos cerrados.

-Incluso si es un reflejo, incluso si lo será por siempre… tomaré tu vida y moriré contigo… quizás no hoy… pero así sea mañana o en cien años… moriré donde tu mueras y hasta entonces, te llevaré conmigo-
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Mar Mayo 05, 2015 5:53 am

Era el deseo más egoísta, la solicitud del olvido, no se podía ser más egoísta que eso, sólo era robar parte de un pasado, quitarle aquellos día donde no estuvo más a su lado pero sabía bien que eso era imposible, no importaba quien fuera todos apreciaban el pasado si eso llevaba a dar un cambio favorable, él lo odiaba porque allí no había nada que atesorar, su amigo, era sólo un pequeño fragmento de aquella vida pero el custodiarlo como un tesoro podía ser su mayor debilidad por eso era mejor soltarlo, desvanecerlo entre muchas otras memorias que sólo se llenaba del rojizo color de la sangre pero eso era preferible a continuar con aquel juego infantil.

Ambos aceptaban la realidad aún así parecía también que se negaba a la naturaleza, el acercamiento de su amigo fue sorpresa en sus ojos, el roce de aquellos labios, el aliento calido que invadió su labios, el pasado continuo como un acercamiento de niños, donde compartieron y conocieron las primeras experiencias pero ahora no eran más niños, aunque él nunca volvió a compartir un sentimiento así, una caricias, un beso, el sátiro había tenido por otro lados varios amantes, esas mujeres de piel suave, la fragilidad de su cuerpo era diferente, sus labios tintados tenían otro sabor, ahora era frescura caliente lo que se compartió, no más con un beso infantil, se sentía aquella danza de la experiencia, ambos habían madurado de forma diferente.

Wataru negándose a compartir nuevas experiencias pero el sátiro fundiendo aquellas realidades con mujeres que el erudito odiaba, y su amigo… Ryuu, posiblemente tenía otros compañeros con lo que había compartido, pero, el pensamiento no decidió tomar forma porque era como la creación de una sombra sin forma que pronto deseaba tomar una definida, se movía para aferrarse hacía una propia realidad que ahora iba desvaneciéndose en el romper de aquel contacto.

Cien años, ¿Volverían a verse luego de ese tiempo?, esa sería la pregunta tal vez cuando dejaran esa cueva olvidarían todo, continuaría el camino que habían elegido y no darían ni una mirada hacia atrás, dejaría que los recuerdos fueran sólo eso para hacer que las promesas se desvanecieran dejando que otras con mayor peso tomaran el lugar así cuando toda aquella época pasara sólo sería el sueño que alguna vez quisieron pero que como todo uno que no pudieran compartir juntos.

-Ambos continuaremos recordando esas palabras.-, Era un hecho, él no pensaba olvidarlas, su amigo tampoco pero que se volviera realidad era otra cosa. -Así como aquel día donde todo fue una primera experiencia.-, Su mirada pareció mirar hacia una lejanía más allá de los tiempos. -Es sólo nuestras memorias aunque las experiencia pudieron repetirse nunca fueron iguales.-, Al menos en su caso nunca había pasado pero lo decía por su amigos. -Ese es el peso del tiempo.-
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Miér Mayo 06, 2015 5:40 am

Sonrió y asintió suavemente, de las palabras dichas y las promesas hechas, llegasen a cumplirse o no, los que eran como él no podían arrepentirse una vez que tomaban una elección, más allá de fidelidad estaba la fuerza de la verdad que les llevaba a respetar sus pensamientos, sus deseos, la sabiduría dichosa que con el paso de las centurias les había traído la reputación que tenían de conectar con el conocimiento del mundo.

No debía insistir ni seguir hablando, no debía evocar los fantasmas del pasado aunque bailasen plácidamente ante sus ojos, podía verlo y tocarlo si estiraba lo suficiente las manos, pero justamente por ello debía guardar silencio y respeto al fluir del tiempo, a dónde les llevaría para bien o para mal al final del camino. No borraría lo pasado, pero aceptaba el mudo consejo de Wataru… el sátiro parecía realmente deseoso de no remover, de ni siquiera tocar las arenas del ayer. Y lo respetaría entonces.

Se apartó y tomándole ambas manos dejó un suave beso en el dorso de ambas antes de soltarle por completo dejando al aire, el frío de la cueva y el apacible cantar del universo tomar de nuevo su lugar entre ambos como un invisible muro de suavidad intangible. –Sí… justo como ese día…- era lamentable que momentos tan cruciales, tan importantes tuviesen que pasar a formar parte del interminable mosaico de recuerdos que colocaría en su mente a lo largo de su vida… otra razón por la que eran considerados seres de inmensa sabiduría, era por esa memoria proverbial…

-No se puede luchar contra el tiempo…- o corres a favor de él o lo pierdes, en realidad es bastante sencillo… le sonrió mirándole ahora desde la distancia de un paso, y aunque fuese solo eso ya volvía a parecerle tan lejano como las noches en que soñaba con él… tantas… incluso creyéndolo muerto, incluso a tantas lunas de distancia… así de lejano como la luna que brillaba sobre ellos, más allá de la roca y el agua que les protegía por ese momento, que se marcharía pronto para no volver. Agradecer lo que se tiene, no codiciar más… resultaba difícil.

-Me siento afortunado… de haberte encontrado una vez más aquí… y aunque no volveremos a este sitio a la orilla del tiempo… de algún modo seguiremos aquí como los ecos, los fantasmas que el tiempo deja a su paso…-
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Miér Mayo 06, 2015 12:57 pm

-Alguno son afortunados en ver aquellos fantasmas.-, Declaro con tranquilidad en recordar antiguas palabras, un lugar abandonado por más de cien años traía de vuelta el pasado, las voces de aquellos que habitaron allí se oirían claramente y con el andar del tiempo se podían ver aquellas sombras, era lo que algunos llamaban fantasma pero eran diferente a los espíritus, sólo era la memoria de los lugares, los ecos de la naturaleza al querer que algo importante para sus paredes fuera recordaras, no era más que ello así que debía de aceptar. -No volvernos a encontrar….-

Comento de forma vaga hasta silencioso en el murmullo. -Sería bueno.-, Anexo, aunque, cada instante que lo pensaba, en su memoria tenia más la naturaleza de que sería completamente lo opuesto, lo volvería a ver, era como algo que sólo supiera él, no comprendía el porque pero la resolución parecía cada ver con deseo de entrelazar sus caminos, era como si la naturaleza demandara romperse unos de los caminos marcados y no pensar en descansar hasta que todo estuviera justamente en su lugar. -Pero tal vez será justamente lo contrario.-

-Lo opuesto a lo que se puede desear.-, Sintió la conciencia venir como una ráfaga caliente. -Un mar carmesí sólo se puede cubrir con otro igual.-, La mirada carmesí volvió con más color por un instante en un reflejo del “sátiro” mezclándose en el ambiente a tener aquella muestra de esos cuernos, pero, así como se presento se desvaneció, era lo único que continuaba si control aún en el cambio de su condición, era como si tuviera mucho que decir y buscaba tomar completamente las riendas de la vida para no continuar de aquella forma patética que era ser la sombra de los demás para vivir en tranquilidad, deseaba abrirse las alas para seguir formando su camino.

Miró a su amigo. -“Él” no esta contento.-, Expreso por aquel reflejo breve de esa parte de su existencia. -Obtiene mucho más oscuridad de aquellos sentimientos de anhelo, en el fondo sólo es egoísmo, mi lado más distante.-, Era lo que debía de aceptar que el lo creaba por los más delgados sentimiento que se tintaba con oscuridad, los celos, los deseos, el orgullo, no había ni un ser limpio en aquel mundo, cada unos de los seres vivo tenían un pecado, hasta el más pequeños de los fetos, era en ocasiones que uno peleaba con otra para sobrevivir dentro del útero de la madre, una lucha que estaba ya desde los primeros días de la creación.

Sonrió. -Tal vez debimos de haber nacido dos en lugar de uno.-, De pronto la idea surgió como algo inusual pero creíble, pero, negó en un movimiento de su cabeza en su propia mente estaba descartado eso porque esa parte… El sátiro era él, no empezaba aceptar, no es que fuera otra alma, era simplemente aquello que no deseaba dar por sentado, las obras malas que deseaba hacer pero que se limitaba para ser el hijo perfecto. -Sólo una conversación vaga.-
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Vie Mayo 08, 2015 5:34 am

-Entonces soy afortunado, en definitiva-

Con todo y el destinado desacierto o acierto de no volver a encontrarse, de que la historia que tuvieron se haya visto interrumpida sin más posibilidades para cambiar, de regresar… era como una línea recta, y uno de ellos o ambos habían saltado a los lados contrarios, aunque se mirasen del toro lado eran incapaces de dar el salto hacia el sitio del otro… y le daba a impresión de que si decidían hacerlo, sería al mismo tiempo de modo que terminasen en la misma situación… hay destinos cíclicos… asintió poniéndose serio un momento. –Lo sé…- sabía que no volverían más… de algún modo lo sabía y pensaba hacer lo más que estuviese en sus manos para aceptarlo.

-Supongo que hasta no recorrer el camino no tendremos una idea de a qué lugar nos llevará… de cualquier modo, las promesas son buenas, dan sentido en tiempos de duda…- se apartó un momento para mirar el ojo de agua helada al que no deseaba volver, pero gracias al cual terminó compartiendo un agradable momento con su viejo amigo… o con el fantasma de sus recuerdos de la infancia.

Por unos segundos le miro a los ojos ante aquel comentario sangriento, y pudo ver a ese otro ser que desde ahí le miraba… contempló el abismo de sus ojos y fue contemplado por él, apenas un momento corto, apenas unos escasos segundos. Se echó a reír de buena gana aunque en esta ocasión no fue una risa suave o tierna, fue la de una alegre burla… que bueno que él no estaba feliz, por su parte tampoco estaba muy contento de saberlo dentro de una persona tan estimada para él, tan importante.

-Pero por el momento, no estás alimentando esos sentimientos, así que no tiene la fuerza que quisiera… debo celebrarlo… no es mi persona favorita aunque viva contigo, dentro de la misma cabeza, bajo la misma piel…-

Le gustó la teoría, así que se inclinó sosteniéndose el cabello para mirar más cerca en el ojo de agua –Eso sí me gusta… si hubiesen sido dos, no sólo tuyo… también mío… dos humanos… un dragón y un sátiro… habría continuado al lado de mi amigo hasta encanecer… y los otros seres, bien pudieran haberse perseguido o huido el uno del otro todo lo que quisieran sin meternos a nosotros… a seguir sus destinos o los llamados irresistibles de sus respectivas naturalezas- estaba completamente fuera de lugar esa posibilidad, pero le hacía gracia, no lo decía con malas intenciones ni despreciando lo que tenía… sólo lo decía jugando en el ¿cómo habría sido sí…?
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Vie Mayo 08, 2015 3:12 pm

Dos, una existencia marcada por dos naturalezas, un número par, un coexistir sin armonía, el deseo de uno era la agonía del otro, jalándose de un lado a otro sin poder avanzar porque lo que se deseaba no estaba quieto tampoco, no era como pasa por un umbral para ver de pronto ambas sombras dividirse en su propio cuerpo, era un mismo cuerpo, una misma consciencia pero diferente corazón, un eco mucho más complicado que el hecho de tener ahora mismo un debate sobre los tiempos en la que vive un ser humano, un pasado o un futuro, eso no tenia grandes conflictos, pero, el deseo de anhelar si lo tenia ni en los mejores libros de texto describían ese caos tan bien.

El como erudito se encargaba de tener las respuestas a todas las dudas pero aún sus conocimientos eran sobrepasados por ese problema, recordó vagamente una filosofía, “Aún con el ultimo aliento no habrás aprendido nada”, era de pronto una verdad, los misterios se juntaba con mayor persistencia mientras más razones tuvieras, el contestar una pregunta era abrir el paso a dos nuevas dudas, era una cadena sin fin donde sólo le agregaban más eslabones para que de esa forma nadie pudiera responder todos los conflictos que existieran en esa caja de Pandora.

Libros, era justamente como así había iniciado todo, en el momento que vio algo que atrajo su atención. Miró el reflejo del dragón en el agua, notarlo allí en una forma que podía simular a la curiosidad de un niño, se coloco en su espalda sólo observando hacía el mismo punto que él lo hiciera, notando ese fluir armónico del movimiento detenerse por largo rato antes de nuevo repetirse, era como dentro de esa hora se fuera abriendo más el tiempo como si algo en el paso de la tierra cambiara para nunca ser tan constante como había creído.

-Procura no caer.-, Expreso al moverse, apartándose un poco de aquella cercanía, se acomodo sobre una fría pared de nuevo sólo observándolo contra la suave luz que los bautizaba. -En el pasado ocurrió algo similar.-, Comento, no había reprochado nada su amigo sobre que eso no sucedería pero aún así había llegado a torpeza de una forma que se le hizo divertida, analizando sus memorias, las principales imágenes que llegaban a su mente era de su compañero siempre teniendo un accidente.

Una leve sonrisa se dibujo en su rostro, era extraño pero al parecer de alguna forma tomaba más en cuenta los momentos torpes de aquella persona que algún otro suceso o podía ser por su causa, siempre lo llevaba sin darle mayor información que era arrastrarlo por lugares que no conocía, mostrarle, imágenes que no muchos apreciarían. -Dulce.-, Emitió al analizar las memorias de aquella vez que intercambiaron “tesoros” aún ahora no podía describir de alguna forma todo lo que percibió con su cuerpo, el aromar, sabor o sentimiento.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Ryuu el Sáb Mayo 09, 2015 8:14 pm

Notó el reflejo de la figura de su amigo en el agua, su rostro marcado por aquellas líneas que denotaban su pensar, como parecía concentrado en recuerdos lejanos e imposibles de alcanzar de otro modo que no fuese con la mente, con las memorias, la imaginación y posiblemente los sueños.

-No caeré… no tienes otro haori que puedas prestarme ¿o si?- murmuró mientras los recuerdos de las múltiples y variadas caídas que había sufrido mientras corría tras los pasos de Wataru habían poblado sus rodillas de marcas y las palmas de sus manos de cortes y heridas… las miró, tan blancas y claras como era posible, no daban muestra de aquellos tiempos más allá que en breves líneas desdibujadas con el paso del tiempo, cicatrices que parecían estar hechas de aire.

-En el pasado era torpe…- añadió riendo mientras evocaba cada momentos… y la mirada de desaprobación y fastidio que generalmente obtenía de Wataru, el que estaba seguro que no había nadie más inútil que el pequeño Ryuu al que mandaba y llevaba en todo momento a su lado –Además, tu siempre tirabas de mí sin fijarte hacia donde me llevabas… además jamás decías que camino seguiríamos en esa ocasión… en realidad sólo ordenabas y nunca explicabas- añadió riéndose, volteando a verlo ahí en la pared; claro que Wataru pese a fastidiarse, siempre le curaba, siempre le cuidaba en silencio y por ello le estaba muy agradecido.

-¿Es eso una sonrisa?- preguntó delicadamente mientras le miraba apartándose sólo un momento de aquel ojo de agua… se preguntaba qué estaría pensando en esos momentos, a qué hacía referencia con aquella palabra -¿Dulce?- quería conocer sus pensamientos, esos que nunca nadie poseería, nadie accedía a ellos, ni siquiera él que se la pasaba orbitando a su lado pudo nunca conocer todo lo que pasaba por esa cabecita decorada de largos cabellos claros.

Se levantó para ir hacia él, en esta ocasión cuidando cada sitio donde ponía los pies, esa torpeza que había desaparecido conforme creció y tuvo que hacerse responsable de la seguridad de otras personas, cuando tuvo que crecer ante los ojos de todos los que le rodeaban en esa nueva tierra, o de casi todos.
Dragón
avatar
Mensajes : 367
Ingreso : 28/01/2015
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Wataru el Dom Mayo 10, 2015 2:57 pm

-Decir esas palabras sólo aplica a que caería si tuviera otro.-, Expreso con tranquilidad hacia su amigo, las palabras fueron como una conclusión sacada de la observación de las palabras expresadas, sólo era un estado natural, le reprendería si caía de nuevo, era seguro pero no adjudicaría un verdadero enfado, el sentimiento llegaba con gran muestra sobre su persona pero sólo cuando no tenia interés en lidiar con las personas pero hacia aquel que se posaba delante de su mirada siempre fue paciente, su limite no se mostró nunca sólo continuaba haciendo lo mismo una y otra vez, los días seguían tan iguales que parecían que no fueran cambiar pero todo estaba mutando.

Era una forma de conocer el mundo, el deseo de hacerlo más grande que aquel palacio que lo resguardaba, el vivir con su abuelo no se marco con limitaciones pero tampoco era conocer algo que deseara, era seguir sus estudios y poner en alto el nombre de la familia pero tan pronto encontró el juego interesante se vio siempre con la acción de jalar esa persona, era como un proyecto para ver en que podía cambiar un nuevo factor en la mirada pero si describiera lo que había descubierto no alcanzaría las palabras de la manera correcta así que sólo lo guardo en su memoria como un texto que no era tiempo de hacerse conocido.

Alzó la vista hacia aquella mirada que se movía en el vals de los pasos. -Tu piel.-, Soltó la respuesta que resumía todo el misterio de los pensamientos, la cuestión se basaba sobre el sabor de la epidermis de su amigo, miró la palma de su mano, la curiosidad le había llevado a experimentar aquel momento, no, era más un deseo que tenia escondido por la naturaleza que empezaba a nacer dentro de él pero aún cuando sólo fue un actor de una sola vez, un hecho que no se repitió más aún cuando siguieron compartiendo tiempo las presencia se marcaba como ser el único que podía poseer esa sensación.

-Las memorias siempre brotan hacia aquella dirección aún cuando la separación fue años después.-, Comento, la madurez no estaba por completos en sus cuerpos, eran simple crió que apenas terminaba la infancia pero aún así la experiencia había marcado más que la madurez que tendrían años después, no había comparaciones con otras personas pero si con el actual, la imagen de la actualidad con la de la niñez, los cambios dentro y fuera de la anatomía.

¿El sabor sería diferente? Cruzo dentro de la memoria así como la sensación de la piel, era circunstancia que podía variar, era posible eso, no había nada constante en el mundo aunque se creyera así, el gotear de aquellas rocas le habían recordado eso al sorprender con el cambio de ritmo de su caída, además el calor de esa persona ya era diferente, un primer cambio que había notado.
Amo Deidad
avatar
Mensajes : 253
Ingreso : 31/12/2014
Localización : Palacio Imperial
field_19

Volver arriba Ir abajo

Re: Oasis sideral [+18]

Mensaje por Contenido patrocinado

field_19
Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.